Seleccionar página

En el artículo de hoy veremos los 5 aspectos clave a la hora de practicar marketing de contenidos. Los conceptos están claros y todos sabemos cómo funciona este tipo de marketing, pero casi siempre se nos olvida lo más básico y sencillo. En un intento de echaros una mano, os intentaré informar sobre lo más básico de este tipo de marketing.

Consiste en transformar visitas en clientes

Todo propietario/a de un blog de contenido, por ejemplo, recibirá una cantidad determinada de visitas a lo largo de un mes. El objetivo de este tipo de marketing será transformar todas esas visitas en clientes, convirtiendo a los curiosos en un elemento de valor para la empresa. Por tanto, es inútil tener un buen tráfico, si no te genera absolutamente nada.

El contenido sirve para posicionar

No sirve de nada obsesionarse con el posicionamiento SEO, si no vamos a tener un contenido de calidad que nos ayude a convencer y fidelizar al lector. No estoy diciendo que no posicionéis vuestra página web, sino que prestéis prioridad al contenido. Intentad que no haya mucha paja, ni frases redundantes; menos, es más, aunque para posicionar decentemente necesitaréis 400 palabras como mínimo.

Se precisa creatividad

No todos somos capaces de crear contenido de alta calidad que interese a los usuarios. El contenido abarca mucho más que una simple temática, también hay que saber plasmar esa temática en 40 líneas. En resumen, es necesario saber de qué hablar, dominar la temática y presentarla de manera atractiva para el público. Haced fácil, lo difícil; comprensible, lo complejo, etc.

Hay agencias que se dedican a esto

Como ocurre en la publicidad, en todo tipo de marketing y en el posicionamiento, hay agencias de marketing de contenidos muy buenas que te ayudarán a darle un impulso a tu página web. En internet hay mucha información acerca de esto, pero siempre es mejor un profesional a la hora de cuidar de un negocio, así que no te fíes mucho de los cursos online gratuitos.

Nunca dejes de posicionar

Es imprescindible tratar a la página web como lo que es, por lo que un blog de contenidos no deja de ser otra página web. Nunca dejéis el posicionamiento SEO de lado, menos, aún, en este caso. Tener un contenido de calidad no te va a eximir de posicionar, sino que te va a facilitar mucho las cosas.